Ante los altos índices de delincuencia que existen en la actualidad, la inversión de tecnologías para vigilancia o prevención es más que necesaria en empresas y hogares.



Una de las tecnologías donde se puede tener un control en tiempo real de la vigilancia de las instalaciones es el conocido Circuito Cerrado de Televisión (CCTV), el cual tiene las siguientes ventajas:


1.-  Las cámaras de CCTV en una oficina o empresa, logran un mayor control de las políticas de salud y seguridad de los empleados, evitando también cualquier abuso como puede ser el acoso o el robo de documentación.  


2. Aunque siempre existe el riesgo de un robo, los delincuentes al ver las cámaras de seguridad lo pensaran más si se atreven a tomar lo ajeno en un establecimiento comercial, banco o empresa.


3.- En caso de que ese ladrón asalte una tienda o institución bancaria, las cámaras tendrán un registro del delincuente, para realizar las respectivas investigaciones y lograr aprenderlo.


4.- Muchas veces tienes que salir de tu casa o empresa, pero esto no quiere decir que descuidarás tus instalaciones, porque el CCTV tiene la posibilidad de que estés vigilando a distancia a través de internet con un eficiente monitoreo a través de un teléfono celular o una computadora portátil.